Covid 19: Así es como Ortega atenta contra la salud pública en Nicaragua

Por Luis Alfredo Blandón. Enlace nacional de la Juventud Renovadora

En Nicaragua, hasta el día de hoy, parece ser que la política implementada por el régimen de Daniel Ortega, para enfrentar la pandemia del Covid 19, está basada en “sálvese quien pueda”. Y es que como dice, un proverbio muy popular en nuestro país,“mala tos le siento al gato”, porque han pasado dos meses desde que el Ministerio de Salud, anunció la presencia del primer caso “no comunitario” en nuestro país, y desde entonces, no han hecho absolutamente nada, más que ocultar los casos.

Han sido dos meses de mantener un plan de comunicación apegado al guión original desde que llegó Ortega al poder en Nicaragua en el 2007, que ha consistido en un absoluto control de la vocera y vicepresidenta de la república, Rosario Murillo, en donde solamente comparte la información con su holding de medios de comunicación oficialistas que cada vez son más, donde no tienen derecho a preguntar y a los medios independientes no se le permite el acceso a la información.Un sectarismo total.

Así pues se basa la estrategia de comunicación del régimen que ni en esta época de pandemia ha cambiado un ápice. La única información que brinda el Ministerio de Salud, no dura más de dos minutos, y el secretario general, Carlos Sáenz, se limita a leer una nota de
prensa, cada vez más confusa que dejan a los periodistas con mayores dudas que certezas.

Un ejemplo de ambigüedad de los reportes leídos por el señor Sáenz, son los términos que diariamente menciona y cito algunos, “estable y atendido, “delicado y atendido”, “delicado, pero estable”; etc, es decir, no informa nada en concreto y es lo que para algunos epidemiólogos consideran que responden más a un afán político de proyectar un ambiente de normalidad y hacer una manipulación de la conciencia social.

Aunque los reportes oficiales revelan que la cantidad de contagios del Covid 19 son apenas 24 y 8 personas fallecidas, contradice con la realidad y lo que es evidente es que la población en los barrios de Managua y en otras ciudades como Chinandega, Masaya, denuncian que el gobierno está implementando los “entierros exprés” y “nocturnos” para que las familias que han perdido a sus seres queridos no les den santa sepultura a sus deudos, algo inusual y sin sentido, dado que las actas de defunción que les entregan dice que han muerto por “neumonía atípica”.

La diatriba del gobierno es que los casos que se registran en Nicaragua son “neomonía atípica” y que el propio Daniel Ortega, en su reciente alocución admitió que se han incrementado las muertes por esta enfermedad, sin mencionar que están asociados al Coronavirus.

Sin embargo, el independiente Observatorio Ciudadano Covid-19 ha registrado entre el 7 y 13 de mayo un incremento de casos de coronavirus de 62%, por lo tanto, el total de personas contagiadas es de 1,270 en 74 municipios de Nicaragua.

En este último período se han documentado 505 nuevos casos. Managua, con 648; Chinandega, con 106, y Masaya, con 102, son los focos de la pandemia en el territorio Nacional. Les siguen Granada (54), Estelí (39) León (34), Chontales (27), Rivas y Atlántico
Sur (25 cada uno), detalló en el reporte que el Observatorio envió a los medios de comunicación.

Una vez más el régimen Ortega-Murillo, demuestra con esta actitud irresponsable, su incapacidad para gobernar, donde evidencia su desprecio a los nicaragüenses en darle una respuesta para afrontar la pandemia.

Esta es un razón más por el cual seguimos exigiendo su renuncia para iniciar cuanto antes una TRANSICIÓN DEMOCRÁTICA.

Posted on mayo 20, 2020 in Democracia, Progreso, Solidaridad, Zona Naranja

Share the Story

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Back to Top