Nuestra bandera azul y blanco ha sido el emblema y símbolo de la lucha por la democracia, las libertades y la justicia en Nicaragua, pues esos objetivos deben alcanzar a todos, mujeres y hombres, en nuestro país.